CONVERTIR DEFECTOS EN VIRTUDES

Para convertir defectos en virtudes hay que estar dispuesto a cambiar, una de las virtudes a las cuales se resisten con vehemencia los seres humanos.

 

CONVERTIR DEFECTOS EN VIRTUDES

 

  * Dr Horacio Krell. Director de Ilvem.


Para convertir defectos en virtudes hay que estar dispuesto a cambiar, una de las virtudes a las cuales se resisten con vehemencia los seres humanos.

En el reino animal el águila es un bello ejemplo del cambio eficaz. A los 30 años su pico se deteriora y no puede alimentarse, las uñas se debilitan y no puede agarrar a la presa, sus plumas se vuelven tan pesadas que no puede volar. El águila está a punto de morir.

En cuanto al hombre citaremos el caso de Demóstenes, quien era tartamudo y quería ser orador y el de Funes el memorioso, el personaje del cuento de Borges, poseedor de una memoria extraordinaria que saturaba su cerebro y no le permitía pensar. Podemos convertir nuestros defectos en virtudes o bien dejar que los defectos se transformen en hábitos.

El hombre es un animal de costumbres. Y es el único ser sobre la tierra que tiene conciencia de sí mismo y puede controlar sus instintos. Cuando comprende sus círculos viciosos puede moverse hacia círculos virtuosos que lo lleven a concretar sus deseos.

La capacidad intelectual creció con la bipedestación. Al ponerse de pie amplió su campo visual y la vista pasó a ser el sentido predominante.  Con el alfabeto desarrolló el intelecto y un modelo de relación conceptual con el mundo, pero perdió sensibilidad ante la experiencia. Su estructura cerebral se basó en el  hemisferio izquierdo, patrón de los conceptos, que prevaleció sobre el derecho que lo conecta con las emociones y los instintos.

Se pierde y se gana. Alejarse del suelo debilitó su olfato y su capacidad para descubrir oportunidades. Si bien el piloto automático lo protege de la invasión de los estímulos, le impide mantener una interfase creativa con la realidad. Esto produjo una división interna entre lo racional ( la lógica de los conceptos) y lo emocional ( el reino de las emociones). Fue por eso que Pascal dijo: “el corazón tiene razones que la razón no entiende”. 

Para convertir defectos en virtudes es importante apelar a la introspección – mirar hacia adentro -. Descubrir en uno mismo el doble poder del intelecto y de la emoción aumenta la eficacia de la acción, sobre todo si se logra combinarlos. El que tiene claro lo que quiere lo consigue con mayor facilidad. Al convertir defectos en virtudes internas, en fortalezas o palancas podrá transformar (en el plano externo)  las amenazas en oportunidades.

Para lograr el cambio se necesita método. Es el feedback continuo con la realidad lo que evita que un defecto se convierta en hábito. Los errores son ventajas cuando se reconocen ya que no se cometerán la próxima  vez. El que no hace no se equivoca pero tampoco aprende.  Edison agradeció a sus 999 errores que le permitieron descubrir la lámpara eléctrica y  Lincoln  superó  49 fracasos electorales hasta ser  Presidente  de E.E.U.U.

No es sólo motivación. Para transitar por el camino del progreso hay que aprender el método del cambio eficaz. Sentirse mal puede ser el primer paso si no se trata de ignorarlo o negarlo. El segundo paso es sostener una visión clara de lo que se pretende.

A lo largo de la historia el hombre recibió 3 heridas a su narcisismo: cuando descubrió que la Tierra no era en el centro del universo, cuando Darwin señaló que descendemos de los simios y cuando Freud detectó que la conducta responde a factores inconscientes. Hoy, nos encontramos  frente a otra herida: la disminución de las capacidades humanas frente a la tecnología junto a  un progresivo deterioro de los sectores sociales más débiles que son  excluidos del sistema por la lógica abstracta del mercado.

Convertir defectos en virtudes. Funes el memorioso no pudo superar los defectos de su memoria mecánica y falleció. El águila procede de otro modo: cambia para no morir. Lija su pico hasta que cae, cuando crece un pico uno nuevo arranca las uñas y cuando salen las nuevas saca las plumas hasta que crecen otras livianas. Así vivirá hasta los 70 años.

Demóstenes luchó para superarse. Con piedras en la boca gritaba sus mensajes al mar. Su fuerza espiritual produjo el milagro, porque como dijo Nietzsche : “ el que tiene un por qué puede superar cualquier cómo. Para convertir defectos en virtudes hay que retomar valores que le dan  sentido a la vida. Lo que está faltando es un tipo de maestro que despierte la admiración y la curiosidad de sus alumnos por aprender. Este desinterés se demuestra en la falta de interés: no leen, no preguntan, no cuestionan, no atienden, no razonan, no saben expresar sus ideas, no pueden organizar el conocimiento que poseen. El gran ausente del cambio es el sistema educativo que no logra salir del sistema de la fuerza bruta - paradigma de que la letra con sangre entra- y una pedagogía basada en clases magistrales monótonas, por un modelo ecológico del funcionamiento mental que desarrolle la habilidad innata de crear para alcanzar la propuesta de Walt Disney: "si lo puedes soñar lo puedes hacer".

* Dr Horacio Krell. Director de Ilvem. Secretario de rel. internacionales de UAF Unión Argentina de Franquicias y propulsor de UP Unión de Permutas. Consultas horaciokrell@ilvem.com.

Ilvem es una entidad educativa cuya misión es el desarrollo de la mente humana en el marco de la teoría de las inteligencias múltiples (espiritual, emocional, intelectual, creativa, artística, estratégica, corporal, social, comercial, comunicacional y digital).

Informes en www.ilvem.com o al teléfono 48215411. 

 

print.gif friend.gif

Escribir un comentario

  
Banderas Países
Bullet Contáctenos linea

Hacenos tu consulta!
Completá el formulario y te
responderemos a la brevedad!


Muchas Gracias!

ó llamanos al
+5411 3220 5526
Llamanos
 
Bullet Redes Sociales linea
iconos redes sociales


Dirección:
Mansilla 3037 PB - (C1425PBK)
Capital Federal - Buenos Aires - Argentina


Powered by Eurofull