Técnicas de observación

                                   EL ARTE DE LA MOTIVACIÓN * por Horacio Krell

 


 

TÉCNICAS DE OBSERVACIÓN

Las técnicas de observación parten de una premisa: una cosa es la realidad y otra la percepción, el cerebro recrea lo que ve.

Las técnicas de observación tienen que ver con la anécdota del optimista y del pesimista al observar la botella medio llena o medio vacía. Del mismo modo si uno actúa como pensador se convertirá en pensador. Para hacerlo no hay que dejar el proceso librado al azar sino contar con instrumentos y para tener una herramienta hay que crearla.

Las técnicas de observación pueden generar una observación productiva e iniciar un problema que de no ser por ella ni siquiera hubiera ingresado a la conciencia. Hay un tipo de observación  reactiva del suceso que actúa sólo ante un problema  y otra  proactiva que  busca el problema para obligarse a resolverlo, su técnica es mirar de otra manera para generar una apertura. El pensamiento lógico selecciona su camino por sí o por no y cuando llega a la solución se detiene. El pensamiento creativo  provoca el cambio.

Mencionaremos algunas técnicas de observación:

La idea trampolín es un catalizador o puente hacia otra cosa, sin detenerse a analizar su valor. Avanza con un concepto borroso como por ejemplo algo que me sirva para protegerme u otro concepto abanico que abra diferentes opciones, invirtiendo o dividiendo la situación, etc.

El despegue  analiza lo que se hace para estudiar como hacerlo de otra manera.

Estas técnicas de observación se basan en intentar ver algo que no está pero que puede ser.

La estimulación por el azar elige una palabra del diccionario y la conecta con el problema.

Análisis de la situación:  marca lo positivo, lo negativo y lo interesante.

Lista completa: considera todos los factores.

Estas técnicas de observación parten de la situación pero la analizan o sintetizan de varias formas. Como dice el refrán: Si hay dos líneas toma la tercera: abre más alternativas, posibilidades o elecciones.

Negociación: a) ponerse en distintos puntos de vista para pensar desde ese lugar. b) señalar en un mapa las áreas de acuerdo, desacuerdo, neutrales. c) Considerar las  opiniones de terceros.

Dinámica de la situación: causas presentes, causas importantes, causas menores, ideas dominantes, factores siempre vinculados ( hay que desvincularlos).

Como vemos las técnicas de observación no tienen que ver con lo que se ve sino con lo que se jerarquiza, tener buena vista no es sinónimo se saber mirar.

Creencias

Las creencias condicionan la percepción. El que cree no puede mirar algo distinto porque sus anteojos lo hacen ver según el color del cristal con que perciben. Para limitarlas hay que estudiar cómo organizan la realidad que se percibe. Su realidad es circular y tiende a repetirse, se encierra en sí misma. Para evitar sus efectos nocivos no hay que expandirlas sino cuestionarlas con algunas técnicas:

Realidad pragmática. O el valor efectivo de algo, el dinero vale por lo que comprará.

Realidad de referencia: el valor de algo forma parte de una escala.

Realidad de equivalencia: es la ecuación matemática.

Realidad verificable: o verdad científica. A menudo las personas prefieren mantener una creencia que aceptar una evidencia.

Jerarquías: discriminar intenciones, objetivos  y metas.

Redireccionar el pensamiento. Mientras que la lógica se basa en lo que se busca, cómo técnicas de observación los  6 sombreros  representan un rol para pensar desde otras perspectivas, el yo queda protegido ya que no se opina desde lo personal sino desde el papel elegido. El ego se toma vacaciones y no reprime al pensador.

Nos animamos a hacer cosas distintas, dirigimos la atención hacia áreas diferentes. Son técnicas sencillas de observación que generan cambios ante la manera estereotipada de observar, cambian la química del cerebro para aceptar el desafío,  plantean una dinámica concreta al pensamiento. Se pasa de la intención a la acción, de la posibilidad de pensar a convertirse en pensador concreto.

Par esto hay que darle al participante el sombrero que le corresponda, así el sombrero blanco representa la objetividad de la información y los datos sin interferencias, la situación tal como está. El beneficio es acostumbrarse a buscar los hechos antes de concluir y no confundirlos con opiniones cargadas de una teoría previa o de interpretaciones subjetivas que impiden  observar.

Preguntas: ¿hay un hecho?, ¿o es una probabilidad?, ¿o es una creencia?, ¿cómo se puede verificar si es un hecho o una creencia no justificada?.

La ventaja de este rol es que la persona no pone los datos para ganar algo, simplemente busca  la objetividad, paso a paso , sin buscar la discusión. Los datos no deben ser precisos, representan una dirección a la atención y el deseo de ser neutral.

El sombrero rojo le da a su poseedor la posibilidad de traer su subjetividad, sus emociones extremas de ira, intuición. No tiene por qué justificarlos. Aceptarlos al encarar una situación es concordar con Pascal , el corazón tiene razones que la razón no entiende. Habitualmente decidimos por factores emocionales que luego racionalizamos, de ahí la importancia de considerarlos. Ejemplos: me huele mal, no me pregunten por qué, tengo cierta debilidad por Susana, intuyo que algo saldrá mal, me engaña con otra.

El rojo es el color que colorea toda percepción, es el cristal de la observación.

Permite desarrollar la habilidad de la intuición y no ocultar los sentimientos.

El sombrero rojo legitimiza la expresión  de la emoción.

Preguntas: ¿qué estoy sintiendo?, ¿qué pálpito tengo?,

El papel del sombrero negro usa la lógica para decir que no, manifestar tristeza o desencanto, ponerse en abogado del diablo que era  el que en los tribunales eclesiásticos defendía a los acusados de brujería. Criticar señalando lo que está mal, no hay que temer a que destruya porque su papel es vital en el pensamiento. Preguntas: ¿Es buena la base de la que se parte?, ¿se deriva la conclusión?, ¿es la única derivación posible?. ¿la situación encaja con el pasado o las tendencias?.

Ante este pensamiento se puede aceptarlo y retrucarlo con otra alternativa, reconocer el peligro pero  darle respuesta, aplicarle sombrero negro y rechazar el peligro, o ponerle una alternativa paralela de mayor peso. Es más fácil destruir que crear.

Par ideas nuevas conviene usar antes del negro sombrero amarillo.

El amarillo es el del optimismo y la alegría  es el opuesto al negro, busca el lado positivo, se concentra en el beneficio. Busca que las cosas ocurran. No es como el verde que genera lo nuevo sino que aplica mejor a las viejas ideas, es constructivo, ve la parte medio llena de la botella. Preguntas: ¿ se están aplicando las ideas positivas?, ¿quién se encarga de implementar las ideas aprobadas?.

El sombrero verde es el de la esperanza, el de la nuevas ideas. Se debe esforzar en generar las nuevas ideas. Reemplaza el juicio por el movimiento. ¿qué idea nueva podemos generar hoy?, ¿que observación creativa nos puede brindar una pista.

El sombrero azul es el que coordina o dirige la orquesta de las técnicas de observación, tiene en cuenta todos los puntos de vista, sintetiza, se organiza  a sí mismo para fijar prioridades. Es el que define los temas hacia los cuales debe dirigirse el pensamiento. Preguntas ¿Cuál es la agenda del día?, ¿a quienes conviene consultar para tratar este problema?

Para tomar decisiones sobre un problema, se puede seleccionar alternativas y elegir al azar, seguir el camino más fácil, justificar la alternativa elegida, elegir la menos criticada, construir la solución ideal y ver cuál es la que más se le acerca, elegir el mejor contexto para que una alternativa prospere, condicionar la alternativa con interrogantes, hacer un cuadro con las cualidades buscadas y como contribuyen a las mismas las alternativas en curso, hacer otro cuadro donde se consideren los costos, los valores en juego , etc., encontrar la verdadera razón de la solución elegida: pereza, conveniencia, facilidad, miedo, avaricia, etc., analizar las consecuencias y la secuencia de la decisión elegida.

Las técnicas de observación dependen de la curiosidad. La curiosidad es la actitud de sentir interés por todo y  ver el mundo sin prejuicios. Su método es la duda y el experimento. Los niños son sus maestros: exploran y preguntan, ven el mundo con ojos nuevos. Con los años decae aunque sigue siendo el combustible de los científicos y artistas.  

Los servidores de la curiosidad. 6 honrados servidores me enseñaron cuanto sé, sus nombres son, Cómo, Cuándo, Dónde, Qué, Quién y Por qué, dijo  Rudyard Kipling.

Por un lado está el conocimiento, por el otro la situación a la que se aplica.

Los honrados servidores piden información. "Por Qué"  se refiere a las primeras decisiones. "Cómo" a la estrategia, a cómo llegar a la meta y a las acciones para alcanzarlas. "Cuándo", a la planificación. "Dónde", a dónde estamos, a dónde vamos, a dónde queremos ir. “Qué”, a fijar los objetivos y  metas."Quién", al equipo. Si los servidores armonizan  crean sinergia positiva y el todo resultante supera a la sumatoria de las partes. El conductor es el sentido común - el  recurso más antiguo-, que, como todo lo valioso, es atemporal.

Las técnicas de observación, el azar y la buena suerte. El azar es suceso imprevisible que puede ocurrir en el tiempo o en el espacio. La suerte es cómo se reacciona frente a él. Para Pasteur  “El azar sólo favorece al que se prepara ”. Hacer de la casualidad  la causalidad del éxito implica la intervención activa de un sujeto. O espera pasivo haciendo más de lo mismo y actúa solamente si se presenta el problema o bien explora investigando como encontrar proactivamente su buena suerte.

No hay suerte posible para el que no sabe bucear en el  mundo interior para conocerse a sí mismo. Concentrarse en metas u observaciones equivocadas hace contraer una deuda con el “banco interno”, que es el que presta la energía. Si este compromiso no se cumple la deuda se paga con estrés  y  se llama mala suerte. Conviene construir el futuro con técnicas de observación que nos permitan construirlo como queremos que sea, en vez ser como hojas arrastradas por el viento.

* Dr Horacio Krell. Director de Ilvem. Secretario de rel. internacionales de UAF  Unión Argentina de Franquicias y Propulsor de UP  Unión de Permutas. Consultas a horaciokrell@ilvem.com.

 

Banderas Países
Bullet Contáctenos linea

Hacenos tu consulta!
Completá el formulario y te
responderemos a la brevedad!


Muchas Gracias!

ó llamanos al
+5411 3220 5526
Llamanos
 
Bullet Redes Sociales linea
iconos redes sociales


Dirección:
Mansilla 3037 PB - (C1425PBK)
Capital Federal - Buenos Aires - Argentina


Powered by Eurofull